En el último pleno del Ayuntamiento de Nules, el portavoz del PP se quejaba de la cantidad de licitaciones que se están realizando en el Ayuntamiento. Además, se quejaba de que estas mesas de contratación tengan un coste de 100 euros por asistente. Pero claro, estas quejas por su parte adolecen de hipocresía y populismo. Y querría explicarles el porqué.

Empezando por el coste de las mismas hay varios puntos a explicar. Fue el PP en su momento quien fijó la cantidad de 100 euros por asistente a las mesas de contratación. Esta gratificación se cobrará por parte de los funcionarios asistentes y de los políticos sin dedicación plena al Ayuntamiento. Esta medida, en caso de los asistentes políticos, sería para compensar la falta o no asistencia a su puesto de trabajo habitual. Los políticos con sueldo municipal, como son en Nules Alcalde, 1r Teniente de Alcalde o concejal con dedicación exclusiva, no cobran dicha gratificación si asisten a estas mesas.

Durante los años que el PP gestionó el Ayuntamiento nunca tuvo problemas con esta situación ni oímos que quisieran modificar esta medida. En el momento que pasaron a la oposición plantearon la salida de los políticos de las mesas de contratación o la gratuidad de las mismas. Creo que si un autónomo, o persona  trabajadora por cuenta ajena, ha de faltar a su puesto de trabajo o coger días de vacaciones para asistir a sus obligaciones en el Ayuntamiento no debe cuestionarse su gratificación. Podremos hablar de la cantidad, pero no de su derecho a percibirla. Porque, de hecho, tanto la oposición como los concejales sin dedicación plena cobran gratificaciones por asistir a las comisiones de trabajo y a los plenos. Tanto en las mesas de contratación como en las comisiones y pleno se rigen sus gratificaciones por el mismo principio, el de asistencia y trabajo en el Ayuntamiento. Cuando entramos a gestionar el Ayuntamiento no rebajamos ninguna gratificación personal a los concejales, solo rebajamos las gratificaciones a grupos políticos y rebajamos también los sueldos de Alcalde y 1r Teniente de Alcalde (yo mismo).

Ahora se dan las circunstancias de que hay una mayor cantidad de mesas de licitación. El PP ve en eso una medida desproporcionada y duda de la motivación del equipo de gobierno municipal para tal cantidad. Sencillo, hay dos motivaciones: la principal es la nueva ley de contratos del sector público que ha supuesto una carga extra de tramitaciones de nuevos contratos. La segunda, la cantidad de contratos y no contratos fuera de la ley que el PP de Nules dejó en el Ayuntamiento.

Porque la medida de ahorro del PP en Nules era la adjudicación de contratos a dedo. Así, contratos caducados, como era el control de vertidos, siguió caducado varios años teniendo FACSA el manteniendo del servicio de forma irregular. Las concesiones públicas caducaban, y se gestionaban sin concurso público y sin que nadie pudiera optar. Algunas licitaciones parecían sospechosas de no serlo, al invitar a tres empresas a participar y acabar participando solo una y al máximo precio fijado. O en el caso del servicio de combustible para los vehículos municipales, dejar la licitación a medias porque el resultado no era el que se esperaba por parte del equipo de gobierno del PP, dejando sin efecto el ahorro en combustible que se ofrecía en la contratación para el Ayuntamiento.

Una vez más el PP de Nules critica, nos critica por nuestra gestión y se olvida que ellos cobraban lo mismo, pero encima no gestionaban o lo hacían de forma torticera. Ánimo, nadie dijo que la reconquista fuera fácil y menos con semejante caudillo al frente.

(Adrián Sorribes Herriáz, 1er Teniente de Alcalde del Ayuntamiento de Nules)

error: Contingut protegit!