Carrasco: “Mientras Castellón sufre un desahucio al día, en cinco años Marco ni ha adquirido una vivienda social, ni ejecutado las ayudas que prometió”

Dic 10, 2020 | CASTELLÓ

 

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castelló, Begoña Carrasco, ha destacado que “según la información que, a partir de las preguntas que hemos realizado, se nos han facilitado en las comisiones de gobierno, únicamente entre los meses de enero y octubre de 2020 se han ejecutado un total de 218 desahucios en nuestra ciudad, lo que supone más de uno por día y, mientras tanto, en ese mismo periodo, apenas se ha realojado a tres familias en viviendas municipales y cuatro en las del Consell, unas cifras que constatan que lo único que hacen Marco y su equipo es mucho ruido, pero muy poco trabajo”.

 

Carrasco ha pedido a la alcaldesa que “deje de lado los posados navideños y asuma sus responsabilidades en una política de vivienda que resulta de ciencia ficción, ya que es el quinto plan que presentan en este ámbito y, además de que este año apenas han ejecutado el 0,2% de los 2,6 millones que presupuestaron, las medidas de alquiler social que plantean están totalmente fuera de los precios de mercado, por lo que desde el PP no le auguramos demasiado éxito”.

 

La portavoz del Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, ha afeado a la alcaldesa de Castellón, Amparo Marco, que “únicamente entre enero y octubre, han permitido que en nuestra ciudad se produzca una media de más de un desahucio al día y, en cinco años de su gobierno, del que decían que la vivienda iba a ser uno de sus pilares fundamentales, ni han adquirido una sola vivienda, ya que las que hay actualmente son las que dejó el PP en 2015, ni han ejecutado las ayudas que prometieron a bombo y platillo”.

 

Carrasco ha indicado que “según consta en la información oficial que, a partir de las preguntas que  hemos realizado, se nos han facilitado en las comisiones de gobierno, únicamente entre los meses de enero y octubre de 2020 –cerca de 210 días laborables- se han ejecutado un total de 218 desahucios en la capital de La Plana – 38 por procedimientos de ejecución hipotecaria, 7 por usurpaciones, 5 por ejecución de títulos judiciales, dos por ejecución de títulos no judiciales y 166 por falta de pago-  y, mientras tanto, en este mismo periodo apenas se ha realojado a tres familias en viviendas municipales y cuatro en las de la Generalitat Valenciana, a pesar de que nuestra ciudad vive la situación de emergencia más grave de los últimos años, unas cifras que constatan que lo único que están haciendo Amparo Marco y su equipo es mucho ruido, pero muy poco trabajo”.

 

Se trata de unas cifras que deberían sacar los colores a un equipo de gobierno que ha convertido el Ayuntamiento de Castellón en el Ayuntamiento del DesAmparo, un ayuntamiento al que no le tiembla la mano a la hora de subir los impuestos a unos ciudadanos que luego no ven compensado ese esfuerzo en forma de inversiones, ayudas y servicios”, ha valorado Carrasco.

 

Amic Bona Vesparada

La portavoz municipal del PP ha pedido a la alcaldesa que “deje de lado los posados navideños y asuma sus responsabilidades en una política de vivienda que resulta de ciencia ficción, ya que es el quinto plan que Marco y su equipo presentan en este ámbito y, además de que este año apenas han ejecutado el 0,2% de los 2,6 millones que presupuestaron, las medidas de alquiler social que plantean están totalmente fuera de los precios de mercado, por lo que desde el PP no le auguramos demasiado éxito”.

 

En concreto, Carrasco ha especificado que “de los 60.000 euros que presupuestaron para mejorar el mantenimiento, funcionamiento y gestión de las viviendas municipales, no han gastado ni un solo euro; al igual que tampoco han invertido ni un céntimo de los más de 1,8 millones previstos para vivienda social, pese a que ha habido tres concursos para compra de vivienda, y los tres han quedado desiertos”. “Lo mismo sucede con los 135.643 euros que anunciaron para ayudas especiales al alquiler con motivo de la pandemia, y con los 50.000 euros para realizar un diagnóstico de la situación y necesidades en materia de vivienda  en Castellón y que siguen sin ejecutarse, además de dejar olvidados en el cajón los 85.000 euros que consignaron para rehabilitar viviendas y que iban a completar con otros 48.800 euros, de los que ha fecha de hoy no han invertido nada”, ha recalcado.

 

Los que decían que veían a poner a las personas como objetivo principal de su gestión, ni han desarrollado proyectos de innovación social, ni han impulsado la contratación por el Covid, una falta de gestión y de inversiones que resulta inaceptable en una ciudad que roza las 16.000 personas desempleadas y que atraviesa por la peor crisis sanitaria, económica y social de su historia reciente”, ha afirmado Carrasco, que también ha pedido a la alcaldesa de la ciudad que “deje de poner el Covid como excusa, ya que no es un problema del coronavirus, sino de la manera de funcionar de un equipo de gobierno que no escucha y que en lo único que se pone de acuerdo es en subirse el sueldo un 52%”.

 

Frente a la crisis que afrontan los castellonenses, tenemos un equipo de gobierno abonado a la polémica que primero dijo que en los pisos sociales se vendía droga, luego que los problemas en este ámbito se debían a una red de mafias que ocupaban pisos y luego que la solución pasaba por externalizar la gestión del área a través de una empresa privada”, ha recordado.

 

Así, Carrasco ha pedido a Marco que “deje de lado las excusas, los anuncios grandilocuentes, las cortinas de humo y las promesas vacías y comience a dar soluciones urgentes a los cientos de familias castellonenses que continúan a la espera de una vivienda social”.

 

Empreses rurals

Més notícies…