El conseller de Economía Sostenible ha participado en la presentación de la Comunidad Energética Local de Crevillent

Climent sostiene que en el nuevo modelo energético los ciudadanos y ciudadanas “han de dejar de ser meros consumidores y adquirir un papel activo”

El conseller de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo, Rafa Climent, ha destacado que “las comunidades energéticas locales son un elemento clave en la transición hacia un modelo sostenible y a la vez más justo y democrático“.

El conseller se ha manifestado en estos términos durante la presentación de Comptem, una iniciativa de la Cooperativa Eléctrica Crevillent ( Enercoop) con el apoyo del Ayuntamiento de Crevillent, que tiene como objetivo la consitución de una comunidad energetica local basada en un modelo colectivo aplicado a la energía que sitúa a la ciudadnía como protagonista.

Según ha explicado el conseller, “las comunidades energéticas persiguen fines no sólo económicos, sino también fomentar la participación ciudadana, la utilización de las cadenas de suministro locales y brindar oportunidades de empleo, manteniendo el valor de la generación de la energía dentro de la población local“.

En su intervención, Climent ha hecho hincapié en que “sin un cambio urgente de nuestro modelo energético es imposible ganar la carrera al cambio climático” pero esta transición energética “no sólo ha de llevarnos a un modelo sostenible sino también a nuevo modelo más justo y participativo y, en el que los ciudadanos y ciudadanas pasen de ser meros consumidores a protagonistas“.

A su juicio, la democratización energética pasa por la creación de comunidades energéticas, en las que los ciudadanos y ciudadanas “se convierten en prosumidores, en parte activa que participa y se beneficia de la producción, gestión y el consumo de energía a nivel local“.

A este respecto, Climent ha añadido que la producción de energía a nivel local “es indispensable para fomentar la producción de energía de forma sostenible, difundir la democracia energética y reducir las tasas de pobreza energética“.

A través de este tipo de comunidades, la ciudadanía “se puede organizar para producir, autoconsumir, gestionar y almacenar su propia energía, generando beneficios no solamente energéticos, sino también medioambientales, económicos y sociales a sus miembros o a las localidades donde se lleve a cabo su actividad“.

Por ello, ha asegurado, la Conselleria de Economía Sostenible, a través del Ivace, va a poner en marcha líneas de ayudas para las comunidades energéticas locales, para fomentar una mayor participación de la ciudadanía, instituciones y pymes en los proyectos de transición energética que se desarrollan a nivel local.

Comunidad energética Local de Crevillent

Entre los objetivos de la Comunidad energética Local de Crevillent (Comptem) destaca el fomento del autoconsumo a través de instalaciones fotovoltaicas colectivas que se instalarán tanto en edificios públicos, como en bloques de comunidades de vecinos.

Enercoop será quien aporte la inversión y ejecute los proyectos y a cambio de la utilización de las cubiertas para generar energía, los vecinos podrán reducir de forma considerable su factura eléctrica.

Además se desarrollará una app que permitirá a la ciudadanía estar informada al detalle de su consumo y su factura, pondrá a disposición del consumidor de un asesor personal para optimizar la potencia contratada y la tarifa más adecuada, que podrá modificar según sus necesidades.

Asimismo, se instalarán paneles informativos digitales en espacios exteriores con información sobre el consumo de energía, picos, la parte producida de forma ecológica en la propia localidad, etc.

Enercoop está colaborando con Ivace en el desarrollo de las Comunidades Energéticas en la Comunidad Valenciana, como cooperativa impulsora de la participación ciudadana en los proyectos energéticos, dentro del proyecto europeo Coalescce.

Este proyecto está enfocado al impulso de las Comunidades Energéticas en Europa y en el marco de este proyecto se ha elaborado un Plan de Acción para potenciar el desarrollo de proyectos energéticos llevados a cabo por Comunidades Energéticas en la Comunidad Valenciana.